Entre Veredas

MTB con alergia al asfalto

Camino de Santiago IV: 24 de Junio, En el que enganchamos el buen camino…

leave a comment »

PRIMA

Pasamos la noche de manera perfecta, al menos en mi caso, por los semironquidos de Embarrao creo que tambien. Yo dormi profundamente, y ni siquiera el jolgorio de la noche de San Juan pudo interrumpir mi relajación.

Al despertar, mas agujetas, sobre todo en los cuadriceps. Nos metemos para dentro un tazon de frosties, preparamos un monton de sandwiches con nocilla y como el amigo hospitalario ya estaba despierto, salimos { pitando, huiendo, a toda leche, escapando, emigrando, a toda peste, como si nos persiguiera el demonio, … } del Albergue.

TERCIA
Asi pues, tiramos ya con la esperanza matinal de llegar al camino francés, hoy deberiamos llegar ya sobrados puesto que casi podemos olerlo. El dia es espectacular y todo parece que sera facil, al menos hasta Leon.

Es pronto pero el sol ya aprieta, pasamos sin parar por los pueblos de Fontihoyuelo y Villacarralón, la verdad es que las piernas empiezan a ir solas, pero eso si, algo tocadas. Tras una recta, nos presentamos en el pueblo de Santervás de Campos, donde cogeremos el desvío dirección Bugo Ranero, vamos a evitar ir a Sahagún y asi ahorramos bastantes kilometros.

SEXTA
Pasamos Santervás, siempre siguiendo el track de Alakan, que dnos lleva camino de Melgar de Arriba donde nos damos una pequeña vuelta por el pueblo para beber algo antes de seguir tirando.

El siguiente pueblo es Gordaliza del Pino y queda un poco lejos, ademas vemos que el track de Alakan tira por carretera cuando hay una pista que va directo, asi que propongo a Embarrao ir por pista puesto que estamos muy aburridos del asfalto.

En principio el camino hasta Gordaliza va de cine, pero a cierta altura nos encontramos con que lo han trillado. Ya no hay vuelta atras, asi que tenemos que hacer unos 200 metros de empujabike por campo trillado, hasta que enganchamos con otro. Maldecimos a los cabrones que se lo han cargado, y ya en nuestro camino, aparece un pastor con 300 ovejas ( contadas ). Atravesamos el rebaño y rodamos por mierda de oveja hasta la carretera de Gordaliza, que es cuaternaria y se va realmente bien. A buen ritmo pasamos de Gordaliza y tras una recta inmesa nos presentamos en El Burgo Ranero, donde enganchamos con el camino frances.

La verdad es que el pueblo tiene poca cosa, pero ya empezamos a ver ambiente peregrino. Vemos a una alemana sentada en un bar que debia ser peregrina puesto que al vernos nos lanza un “Huola” muy animoso.

El pueblo es tranquilo, pero paramos un rato puesto que hemos visto un buen banco a la sombra y hace calor, justo al lado de una tiendecilla donde compramos un aquarius y una fanta de 2 litros ( es que valian casi igual ) y algo de comer. Al momento empiezan a pasar peregrinos, es casi la hora de comer y no hay muchos; uno de ellos va en bici, y se sienta cerca de nosotros asi que empezamos a charlar un rato con el; es vasco y viene desde Roncesvalles, lleva una bici Orbea si no recuerdo mal con unas cubiertas mas de rodar que de bici normal. Eso si, va cargado con alforjas hasta en las cejas. Es muy majete, intercambiamos historias y planes, y seguimos tirando con toda la solana.

Saliendo de El Burgo Ranero en dirección León el camino es muy estrecho y empedrado, pero va paralelo a una pista asfaltada por la que se rueda genial. Vamos empezando a adelantar peregrinos que van por el camino y empezamos a soltar por la boca las palabras mágicas “Buen Camino” cada vez que adelantamos a alguno de ellos.

NONA
Al tran tran, se va genial, como mola esto de ver gente, algunos flipan con la equipación.
No recuerdo muy bien donde comimos este día, creo que fue en algun lugar cerca de Reliegos, pero no me hagais mucho caso.
Al rato entramos en León, la ciudad mas grande de todo nuestro camino, lo hacemos por la parte norte este de la ciudad y vamos a dar a la catedral tras unas rampas bestiales, asi que delante del portón o portillón de la misma, nos paramos a una sombrita para hacer las pertinentes fotos.
Debemos parecer leoneses de toda la vida, ya que cada peregrino que pasa nos pregunta donde coger el camino. Un grupo de peregrinos extranjeros nos preguntan y al responder les digo que de donde son, me dicen que de Eslovenia.
Al rato, en el mismo sitio, nos dicen que buen camino, y les pregunto que de donde son dado su acento extranjero, “ESLOVENIA” entre risas, que casualidad, hasta que caigo que son las mismas personas que antes.
De camino a la Renfe es todo para abajo, vamos alli para ver si queda algun billete de tren de Santiago a Madrid, pero como dicen que no tienen, decido mandar un fax importante en los baños de la estacion. Es curioso como Embarrao y yo llevabamos varios dias sin enviar demasiados faxes, pero de repente, parece ser que alguien toco algun boton ya que se enviaban faxes casi automaticamente en cada instante.

Ya casi saliendo de Leon, volvemos a ver al grupo de peregrinos de antes, y en plan coña les decimos que “de donde son?” y se rien, nos enseñan un perfil de lo que nos queda por delante y nos preguntan donde vamos a dormir, asi que nos miramos, y respondemos abstractamente…y tiramos a ver hasta donde llegamos.

VISPERAS
Salir de León es dificil, no porque la ciudad sea bonita y el ambiente te anime a hacer noche allí, sino por las malditas rampas del 15% que hay que trepar para ello.
Hace demasiado calor, y vemos gente en piscinas o camino de ellas, y empezamos a sentir envidia. Vemos que el track de Alakan tira por una variante del camino que debe ser mas bonita, pero nosotros seguimos por la nuestra ya que vamos un tanto petaos y tenemos miedo de quedarnos sin albergue, ya que hay mas peregrinos que en los dias anteriores.
Paramos en el pueblo de Villadangos del Páramo que vemos que el albergue tiene buena pinta. Dejamos las bicis en la mismisima puerta, iendo montados hasta la cocina como quien dice, ya somos una sola pieza la bici y nosotros. El Albergue no parece estar mal, las habitaciones son un tanto “prisión” a base de literas de 3 alturas, y apenas quedan habitaciones libres. Esperamos a ver si viene alguien a recepción, pero no es asi, me hago con el ordenador viendo que tiene conexión a Internet y veo el topic que ha creado Alakan, ponemos un mensaje mientras un peregrino madrileño nos da un poco la brasa.

Salimos pitando de alli ya que no tenemos buenos recuerdos de los brasas del camino, e intentamos llegar hasta Hospital de Orbigo, que es donde parece ser que hay mas albergues y ademas es donde hicieron noche la panda del año anterior.

Pero de repente, Embarrao y como diria Obredoiro, su buena orientación y observación, me dice que mire a la izquierda. Mis ojos se abren hasta las cejas de atras al ver que hay un Albergue con buenisima pinta ya que tiene una piscina en su exterior.
Entramos, preguntamos, creo que nos dijeron que eran 6 o 7 euros con desayuno incluido, y viendo que podiamos bañarnos en la piscina, guardar y limpiar las bicis, ducharnos con agua caliente y lavar la ropa, con habitaciones de 2, decidimos quedarnos.
El albergue esta a la entrada del pueblo de San Martín del Camino, los hospitalarios son un matrimonio de edad avanzada muy simpáticos, nos cuentan que el negocio les va bien, que han abierto hace poco y ya han ampliado el albergue. La verdad es que tuvimos mucha suerte en encontrarlo, porque el bañito que nos dimos en la piscina, fue fenomenal.

COMPLETAS
Despues de la ducha y el baño en la piscina, nos vamos andando al pueblo que esta a 400 metros en busca de algun sitio que nos den de cenar. Encontramos un bar de los 2 que hay en el pueblo, nos pedimos nuestra correspondiente jarrita con limón, y nos tratan como a señores, comemos guisantes con jamón y unos lomos de cerdo. Nos comemos un heladito y un chupito. El tio majo nos invita a 2 jarras, asi que nos vamos muy contentos a la camita despues de llamar a nuestras respectivas para que no cunda el panico, y casi sin darnos cuenta…nos quedamos dormidos.

DATOS
Distancia recorrida/acumulada: Villalón de Campos-San Martín del Camino, 106 kms/ Cercedilla-San Martín del Camino: 339,2 kms
Peregrinos vistos: Entre 25 y 50
Averias: Las bicis parecen sonar rotas, pero resulta que eran las gallinas del albergue donde dormimos
Personaje del dia: El peregrino del albergue donde casi nos quedamos, nos puso los pelos de punta con las historias del camino, lastima que tuvieramos prisa, porque parecia muy cariñoso
Momento erotico del dia: El momento duro la media hora que estuvimos tumbados enfrente de la catedral, cada vez que pasaba una chica/mujer/hembra/yegua atractiva, unos leoneses borrachos se dedicaban a jalear el ambiente como viles berrendos que eran

PERFIL Y TRACK

Imágenes Adjuntas

Track de la cuarta etapa
Anuncios

Written by Garbu

junio 30, 2008 a 7:16 pm

Publicado en Camino Santiago

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: