Entre Veredas

MTB con alergia al asfalto

Reseñas en lo mas profundo del Bosque de Valsaín

with 3 comments

“Cuenta la leyenda que en un paraje llamado la cueva del monje se refugió el avaro hidalgo Segura.

Mucho debía temer, pues al mismísimo diablo engaño ofreciendo su alma a cambio de poder y riquezas.

Aún puede oírse su lamento en las frías noches de luna, viajando sobre las copas de majestuosos y centenarios Pinos de Valsain”

Quito las luces de emergencia mientras cuelgo el telefono a Amato que anda ya perdido y meto segunda para bajar el puerto de Navacerrada en su dirección a Segovia, justo en el punto donde acaba la subida de la Sotela, tras un desayuno rico de colacacao y croissant pero mas rico por la cháchara de la compañía de los valientes que nos juntamos en Venta Arias. A esas horas el termómetro del puerto nos marca menos de 5 grados y el horizonte que se divisa desde el mismo aventura a no sacar la bici del coche: Todo nubes, frío y algo de viento. Bajada de locos, que se lo digan a Samuel Sanchez o Valverde.

Pero como ya nos hemos disfrazado de romanos no tenemos excusa y nos presentamos en la zona recreativa de Los Asientos 13 locos y 5 caballos que andan sueltos y que acosan el maletero de Gadix mientras los demas nos saludamos y acabamos de maquillarnos para la ocasión. Hay dudas en cuanto a la ropa y casi todos optamos por llevar refuerzo, por experiencias anteriores sabemos que es mejor pasar calor que lo contrario. Cruzamos la carretera en busca de una talanquera que marca el principio del paraíso.

Dibujamos dos sendas preciosas y rápidas en nuestros dormidos corazones y ponemos en marcha el motor de nuestros algunos oxidados pulmones en la primera cuesta del día que ya es de molinillo, ya es dura por pendiente y mas por el terreno húmedo por las lluvias acumuladas de la semana y tan bien conservadas por el ambiente “místico” del pinar como bien etiqueta Pinty.

Tras esa subida los que mejor bajan se frotan las manos ya que se avecina la primera bajadita seria del día, y vaya bajada, en lo mas profundo del bosque nos deslizamos y desvanecemos mezclandonos entre pinos y helechos gozando como niños pequeños. Algunos pierden la trazada y otros la cámara, como Zigorr que es el Gran Hermano sobre ruedas, pero la encuentra pisoteada por cierto biker gordito, aunque en buen estado. Fenomenal bajada que ya despierta varios gritos de yujuuuu entre mis compis y yo mismo.

Los gritos cambian de emoción a terror cuando se presentan ante nosotros las temidas Zetas de Valsaín que suben hacia la zona de la Silla del Rey. Para los que lo conozcan mejor no seguir leyendo y para los que no, leerán que se trata de un ancho camino aunque cuanto mas arriba mas técnico, de extrema pendiente dividido por 4 o 5 curvas alargadas en tramos cada vez más duros y que te mantienen en el filo hilo de seguir pegandote por no bajarte de la bici e ir empujando. En mi caso subí a mi ritmo, es decir, es mas lento posible, intentando dar lucha a Obre o mas bien a su rastro ya que apenas le distinguia al final de mi horizonte entre las gotas de humedad que caían desde la visera de mi casco y eso que no llovía, pero si enfocabas la vista se podía ver que estaba presente en forma de lo que algunos califican como “txirimiri”

Desde el final de las Zetas se coge la pista asfaltada que atraviesa el Collado de la Silla del Rey donde todos esperan alimentandose en un miniavituallamiento donde yo por mi retraso prefiero no parar no sin coger en marcha el platano ( fruta ) que Obre me ofrece y que estaría loco de rechazar ( la fruta, insisto ). Cambiamos el asfalto por la tierra pero no dejamos de subir, sufriendo al lado de Pinty y Obre llegamos a las ansiadas antenas de Raso del Pino que determinan el punto mas alto de la ruta donde esta vez si me alimento bien con mis dos barritas, la de nocilla y la de chorizo.

Abrigados nos tiramos tras Moniato por un indescriptible recorrido donde el flow aparece allá donde estés. No tengo palabras sino gritos de emoción para describir la diversión que nos ofrece la zona en formas de senderos, curvas, saltos, piedras, vegetacion, en fin….PLENA NATURALEZA!! No se el nombre de los senderos y las zonas me suenan a rutas anteriores con Moniato pero me es imposible orientarme ya que mires donde mires solo hay bosque y el unico indicio humano es el sendero y el sonar de los cencerros del ganado suelto. Seguimos y seguimos bajando sin pausa, sin despistarnos los unos de los otros, hay diferencia de nivel pero no exagerada lo cual permite que los 13 disfrutemos al 200%.

En cierto punto nos reagrupamos y nos tiramos por una zona que ya conocía, disfrutona a mas no poder y que algun ingeniero ha decidido colocar zanjas en mitad del sendero, la primera la mas gorda que casi nos comemos pero sin parar saltamos por encima no solo esa sino las 6 o 7 restantes. Los pelos de punta!!! Alucinante bajada, mmmmmm todos con cara de flipante con babas y sin poder vocalizar apenas tres palabras. Eso lo dice todo.

Enfilamos un sendero marcado de blanco y amarillo como PR, donde al principio hay que empujar un poco debido a que es muy tecnico y resbaladizo; desde donde se puede montar un poco, aun es peligroso y hace que todos empecemos a pillar, sin excepción. Lo peor se lo lleva Rammstein en las cotillas y The Rider en la nariz por un choque desafortunado con Sportbilly, un tanto tonto, que hacen que los dos estén algo nerviosos aunque con el buen feeling general no pasa de ser una buena anectoda que sin duda reiremos en el futuro. Tras una larga parada para repararnos seguimos bajando por el sendero que es sencillamente brutal, da la impresión de que vas a caer en cualquiera de las curvas y eso lo hace totalmente adictivo. I love this game!!!

Desde ahí no se como enfilamos con otro pedazo de sendero que discurre al lado de un arroyo, alucinante, extra divertido y precioso, donde tambien pilla alguno para variar y que culmina en una bajada trepidante junto a los muros de palacio de La Granja, A CO JO NAN TE !!! El final de la bajada tenia trampa en forma de salto y algunos rectificamos aunque los que vienen detras no y por poco no hacemos la montonera. En esta parte nuestro polaco Andrey se come un arbol y aunque yo no lo vi, parecio ser una buena leñe de esas que besas el casco, un poco de conmoción pero como es duro sigue sin problemas.

Llegamos a la pista, nos volvemos a reparar de las heridas y aprovechamos para pillar algo de papeo porque queda la subida al cerro del Puerco, que no es muy dura pero ya pesa a estas alturas, aunque las vistas que se van divisando ayudan bastante para llegar con fuerzas al final. Arriba han arreglado lo que alguna vez fueron trincheras en tiempos pasados y comprobamos su función observando la campiña Segoviana con Valsaín, La Pradera, Cruz de la Gallega y Matabueyes en primer plano. Nos hacemos la foto de grupo y tras atravesar las trincheras, algunos montados como El Chaval que aprovecha para deleitarnos con su técnica en su ultimas aventuras con su actual rígida.

Desde el Puerco nos tiramos por una bajada corta pero muy rápida y divertida donde los frenos de alguno empiezan a quejarse por lo que atrochan en su trayectoria. Nos relajamos sendereando y Moniato nos pregunta si preferimos una ultima bajada con salto o rápida, contestamos con lo segundo y madre mia que bajada, si que era rápida, otra vez sin palabras, pleno Flow!! Esto hay que vivirlo para entenderlo!! Llegamos de nuevo a la pista donde algunos como Yorch, Gadix o Rammstein con prisa enfilan a los coches y algun otro lo intenta pero mis compañeros no me dejan asi que suelto mis ultimas energías descendiendo hasta la senda izquierda que remonta el eresma para llegar en 20 minutitos a los coches donde nos felicitamos los unos a los otros por ser protagonistas de esta fenomenal aventura por la ruta tan bien diseñada por Moniato y de tan buen rollo diseñado por él mismo y el resto, despidiendonos no sin una amplia sonrisa, como el diablo al poseer al hidalgo Segura.

Zigorrcam Parte 1
Zigorrcam Parte 2
Gadixcam
RiderCam

Anuncios

Written by Garbu

septiembre 20, 2009 a 10:04 pm

Publicado en Actualidad

3 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Muy buena crónica Garbu… me ha gustado… si señor!

    el_chaval (David)

    septiembre 21, 2009 at 7:45 am

  2. Debió ser una ruta alucinante. La crónica, sencillamente genial!!!

    pablobike

    septiembre 21, 2009 at 8:04 am

  3. Muy buena Garbu….eres un poeta!!

    Zigorr

    febrero 5, 2010 at 4:31 pm


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: